¿Cuánto cuesta un abogado para un accidente Automovilístico?

Si necesita ayuda al momento de sufrir un accidente automovilístico, los abogados expertos de Lluís Law pueden orientarlo sobre qué hacer en estos casos y ayudarlo durante el proceso administrativo y legal que sigue ante la compañía de seguros o el tribunal. Nuestros abogados tienen más de 40 años de experiencia en la representación de este tipo de casos aquí en Los Ángeles.

Después de un accidente de auto lo más práctico y sensato es contratar un abogado especializado en lesiones personales por accidente automovilístico. Porque al enfrentarse usted solo a un caso de lesiones o muertos, lo más probable que pueda obtener es un aumento considerable de los problemas generados por los gastos médicos, los daños a la propiedad y las angustias debido al cese de los ingresos por la incapacidad para trabajar.

Tipos de honorarios

Antes de contratar al bufete de abogados, usted debe averiguar cuál es la metodología de pago para su caso, así podrá evitar sorpresas. En el escritorio jurídico de Lluís Law, durante la consulta gratuita lo orientamos suficientemente en este aspecto para que usted tenga la garantía de una representación legal honesta y profesional.

Los tres tipos de honorarios de abogados de lesiones personales más comunes son estos:

  • Contingencia

  • Anticipo

  • Por hora

La parte más importante de esta historia para las víctimas es que por lo general no tienen que pagar nada directamente, cuando se conviene una tarifa de contingencia. Los abogados de accidentes automovilísticos en su mayoría cobran a sus clientes una tarifa de contingencia en los casos de accidentes con lesiones en lugar de la tarifa por hora que podría resultarles muy onerosa.

La tarifa de contingencia indica que el abogado no recibirá un pago si no recupera el dinero de la compensación que está exigiendo en su reclamación o demanda. El abogado o el bufete de abogados solo cobran si se gana el caso, es decir, si logra un acuerdo satisfactorio con la compañía de seguros o el tribunal dicta un fallo a favor del cliente.

Si el abogado lo logra resolver el caso o se pierde en el juicio, el cliente no está obligado a pagar por los servicios legales ninguna tarifa. Como ve, las tarifas de contingencia están basadas únicamente en un porcentaje del dinero recibido luego del acuerdo o veredicto sobre el caso.

Porcentajes de tarifas de contingencia

Según el bufete o el abogado demandante que se contrate, las tarifas de contingencia suelen oscilar entre 25% y 45% del monto total del acuerdo o la sentencia adjudicada. Esta tarifa generalmente varía si el caso es resuelto antes de llegar a juicio o si termina con el veredicto de un jurado en un tribunal. Las tarifas legales están reguladas por las leyes estatales también.

Sin embargo, el porcentaje más común de los honorarios que recibe el abogado es un tercio de los beneficios, es decir, 33.33 %. Para ejemplificarlo, funciona así: si el caso se resuelve y la compañía de seguros paga $ 60,000 al cliente, entonces el abogado recibirá $ 20,000.

Gastos adicionales

Además de las tarifas de contingencia existen horarios de presentación en la corte y otros gastos relacionados con la solicitud de registros médicos e informes policiales. Igualmente, si el caso va a juicio, seguramente habrá otros costos en honorarios de testigos expertos y los reporteros que cubren los juicios en la corte.

Algunas veces los abogados incluyen todos estos honorarios y costos adicionales en la tarifa de contingencia acordada. Otras veces los abogados solicitan al cliente pagar directamente dichos costos procesales durante el desarrollo del trabajo.

Ventajas y desventajas

El hecho de que el cliente no tenga que pagar nada, obliga al abogado a tener que ganar el caso para poder cobrar. El cliente (persona lesionada) no necesita tener medios económicos para su defensa por muy costosa que esta sea ni tampoco para pagar los costos adicionales. La única desventaja con la tarifa de contingencia es cuando el caso es resuelto en menos tiempo o más fácilmente. El cliente puede creer que habría sido mejor contratar al abogado por horas o por una tarifa fija.

Cuota de contingencia con un retenedor

Otra modalidad distinta a la tarifa de contingencia pura es la tarifa de contingencia con un retenedor para iniciar la representación legal del cliente. Esto quiere decir que el abogado recibirá una cuota de dinero por adelantado para iniciar el caso.

Cuando el caso es resuelto por acuerdo entre las partes o después de un juicio la cuota de retención (el monto de dinero pagado por anticipado) será deducido del pago que reciba el cliente por concepto de compensación. Aunque hay casos en los que cliente y abogado acuerdan que el monto retenido no será devuelto o deducido de los honorarios profesionales.

La ventaja de este tipo de tarifa legal es que el cliente tiene la garantía que el abogado deberá estar disponible en todo momento para la representación legal y en cada fase del proceso de reclamación o juicio que se intente por lesiones personales.

Honorarios por hora y tarifa plana

Este tipo de tarifas para honorarios profesionales es menos frecuente que las dos mencionadas anteriormente. Sus principales diferencias o particularidades son las siguientes:

Tarifa por hora

Generalmente este tipo de tarifa se cobra para los casos de defensa de una persona responsable de un accidente automovilístico con lesiones o muertos. No es tan común como la tarifa contingencia o la cuota de retención. Cuando se acuerda la tarifa por hora, el cliente deberá pagar al abogado de accidentes automovilísticos por cada hora de trabajo, sin entrar a considerar si el caso es resuelto, si se gana, o si va a juicio.

Tarifa plana

El uso de la tarifa plana es poco frecuente en los casos de accidentes automovilísticos, porque es muy difícil poder determinar el tiempo, la cantidad de trabajo, los costos derivados y el resultado del caso. Podría funcionar cuando el caso puede resolverse muy rápidamente o solo involucra un trámite administrativo muy simple para el abogado como realizar una notificación, etc.

Bajo cualquiera de las modalidades de pago de honorarios legales establecidas, los beneficios de contratar a un abogado de accidentes automovilísticos siempre serán mayores que no hacerlo. Particularmente en los accidentes de auto con personas lesionadas o fallecidas que pueden ser muy complicados.

Estudios científicos demuestran que las personas lesionadas reciben tres veces más beneficios de compensación por accidentes automovilísticos, que las personas que deciden no tener representación legal.

Ya sea como conductor de un automóvil o que sufra un accidente como ciclista o peatón, en el bufete familiar de Lluís Law pondremos a su disposición un equipo de expertos para atender su caso o el de un familiar herido o fallecido. Son más de 40 años de experiencia trabajando y resolviendo exitosamente este tipo de casos y obteniendo para nuestros clientes indemnizaciones justas por las lesiones y el dolor causado.

TOUCH BELOW FOR A FREE CASE REVIEW 24/7