Defensa Criminal de Inmigrantes en Los Ángeles

Si necesita representación legal para un caso de defensa criminal o cualquier otro asunto de inmigración, los abogados de inmigración de Lluís Law pueden ayudarlo en lo que necesite. Sean cuales sean sus necesidades de defensa e inmigración, los abogados de inmigración de Lluís Law tienen más de 40 años de experiencia en estos casos en el área de Los Ángeles.

Hay ciertos delitos penales en los Estados Unidos que pueden conducir a la deportación de un inmigrante. A estos delitos se les denomina “delitos deportables” o “delitos inadmisibles”, debido a las graves consecuencias que tienen para el estado inmigratorio de un extranjero en los Estados Unidos.

La ley de inmigración de los Estados Unidos establece cuáles son las condenas penales o delitos deportables que pueden conllevar a la deportación de un extranjero, sin importar el tiempo que haya vivido en el territorio estadounidense.

Por otro lado, en California existen también ciertas condenas penales agrupadas dentro de los llamados delitos inadmisibles, cuyas consecuencias para el inmigrante después de haber sido declarado inadmisible son las siguientes:

  • Después de salir del país no podrá volver a entrar;
  • No podrá ser ciudadano estadounidense
  • Tampoco podrá solicitar la residencia permanente (Green card) o el ajuste de estado.

En ciertos casos, incluso, el inmigrante puede ser deportado o sometido a otras sanciones migratorias sin siquiera haber sido condenado por el delito bajo el cual se le acusa. La explicación es que el no ciudadano puede recibir la calificación de deportable o inadmisible solo por el hecho de haber asumido ciertos tipos de conducta durante su permanencia en los EE.UU.

Delitos considerados “deportables” en California

Independientemente del tiempo que haya vivido en los Estados Unidos, ni de los vínculos familiares, sociales o laborales que tenga el no ciudadano o si es un inmigrante legal o ilegal, la norma de deportación se aplica taxativamente.

No todos los delitos penales que cometan los inmigrantes en California son calificados como delitos deportables. En la sección 237 de la INA se indican cuáles son los delitos específicos que conducen a los inmigrantes a entrar en la categoría de deportable. Veamos:

Crímenes de vileza moral

Aunque no existe una definición única para los crímenes de vileza moral, en general el concepto abarca la deshonestidad, el fraude o el comportamiento antisocial que perjudica a otras personas. Por ejemplo: robo, secuestro, posesión para la venta de drogas, falsificación, incendio.

No basta ser condenado por un delito de vileza moral para que el inmigrante sea deportado. Para que esto ocurra se deben cumplir los siguientes supuestos dentro de este tipo de delitos:

  • Ser condenado y sentenciado a un año de prisión o más, dentro de los cinco años de haber sido admitido en los Estados Unidos.
  • Ser condenado por dos o más delitos de vileza moral distintos.

Delitos agravados

Los delitos graves con agravantes según la Ley de Inmigración son: asesinato, violación, abuso sexual de un menor, robo castigado por más de un año, proxenetismo, fraude por al menos $ 10,000.

Infracciones por venta / tráfico de sustancias controladas (drogas)

La mayoría de los delitos relacionados con drogas en California como la venta o transporte e incluso la posesión, pueden ser sancionados con deportación adicional. La excepción se presenta cuando los cargos son únicamente por posesión simple de marihuana (si la cantidad es de 30 gramos o menos).

Delitos con armas de fuego

Los delitos sancionados por las leyes de armas de California, relacionados con la adquisición, venta, intercambio, utilización o posesión de armas de fuego o cualquier otro dispositivo considerado como destructivo, son también objeto de deportación para los inmigrantes que residen en el estado.

Delitos de violencia domestica

Los inmigrantes que incurren en este tipo de delitos también pueden ser deportados después de recibir una condena por un tribunal de California. Los delitos de violencia doméstica no solo incluyen la agresión contra el cónyuge / pareja sino el abuso infantil y hasta las violaciones a las órdenes de restricción.

Inadmisibilidad para inmigrantes condenados penalmente en California

Ser inadmisible y ser deportable en los Estados Unidos no significa lo mismo. El inmigrante deportable es aquel que puede ser expulsado de EE.UU luego de una sentencia penal con deportación, mientras que ser inadmisible tiene mayores consecuencias para efectos de realizar cualquier trámite de inmigración.

Los extranjeros declarados inadmisibles en los Estados Unidos no son elegibles para recibir beneficios de inmigración por parte de ninguna autoridad inmigratoria. La inadmisibilidad perjudica a:

  • Inmigrantes ilegales que buscan ajustar su estado legal;
  • Inmigrantes legales que salen de Estados Unidos y después quieren volver a entrar;
  • Inmigrantes legales que quieren tramitar la ciudadanía estadounidense o naturalización.

En pocas palabras, cuando un inmigrante es calificado como inadmisible quiere decir que no podrá obtener ningún beneficio inmigratorio que esté buscando. Sin embargo, esto tampoco significa que puede ser expulsado de los Estados Unidos, excepto que haya recibido el beneficio inmigratorio mientras era inadmisible y en el momento no se detectó ese estado. Solo en tal situación el inmigrante puede ser expulsado.

Delitos considerados “inadmisibles” en California

Los delitos cometidos en California bajo los cuales un extranjero puede ser considerado inadmisible son casi los mismos que los delitos que conducen a la deportación, sin embargo no son idénticos totalmente. Las categorías de delitos inadmisibilidad son las siguientes:

Delitos de vileza moral

Para ser declarado inadmisible por un delito de vileza moral, el inmigrante debe ser condenado o debe haber admitido su culpabilidad en un crimen de este tipo. Las diferencias entre la deportabilidad y la inadmisibilidad con respecto a los delitos de vileza moral son estas:

  • Para que una persona sea deportada es indispensable que haya recibido una condena, mientras que para ser declarada inadmisible no hace falta que sea condenada por el crimen sino que admita todos sus elementos.
  • La deportación requiere que la persona reciba dos condenas por un delito de vileza (turbidez) moral o que reciba una sola condena cuya sentencia máxima sea de un año o más, dentro de los 5 años siguientes al ingreso al país. En cambio para la inadmisibilidad no son necesarios tales requisitos.

La excepción para que un inmigrante no sea inadmisible después de ser condenado por un delito de vileza moral, es que haya cometido un solo crimen y la pena máxima impuesta no exceda de un año. También en el caso en que la persona es sentenciada a una pena de prisión de seis meses o menos.

Delitos de drogas. Violación de leyes estatales o federales por posesión o venta de sustancias controladas. Cuando el acusado es condenado o admite los hechos.

Cometer múltiples condenas penales. Dos o más delitos originados en el mismo acto o esquema y todas las sentencias suman más de 5 años.

Recuerde que un inmigrante puede ser declarado deportable o inadmisible por conducta delictiva, aun cuando no haya sido condenado por ningún delito. La conducta criminal está relacionada con la prostitución o el proxenetismo.

El tráfico de drogas

Las personas involucradas en el tráfico de drogas, aun cuando sean condenadas por este delito son inadmisibles pero no deportables.

¿Qué es la audiencia de expulsión?

Cuando las autoridades de inmigración de los Estados Unidos consideran que un inmigrante es deportable o inadmisible por una condena penal anterior, se iniciará un proceso judicial conocido como “audiencia de expulsión” en la Corte de Inmigración.

La persona recibe un aviso por escrito para que se presente en una audiencia de deportación. Cuando se llega a esta situación, es imprescindible contar con un buen abogado penalista que tenga experiencia y conocimientos de defensa criminal.

El abogado de defensa criminal examinará el caso (la evidencia en contra del acusado, incluido el interrogatorio a testigos) y buscará el mejor alivio para evitar la expulsión o inadmisibilidad.

Si usted o un ser querido necesitan ser defendidos en un caso de deportación o inadmisibilidad, los abogados de defensa criminal de Lluís Law pueden ofrecerle la mejor representación legal posible en el área de Los Ángeles. No dude en llamar por una consulta a nuestro número de teléfono (213) 320-0777.

Dirección: 205 South Broadway, Suite 1000 Los Ángeles, CA 90012. Tel: (213) 687-4412 Fax: (213) 687-3441

TOUCH BELOW FOR A FREE CASE REVIEW 24/7